Los medios sociales no son la casa digital de tu negocio

Si los medios sociales ayudan a difundir la propuesta de valor de tu negocio, entonces provoca que tu público aterrice en el lugar correcto.

En primer lugar debes tener presente que las redes sociales no son el fin para promocionar el negocio.

Consecuentemente, úsalas como medios para participar contenido de valor y conocer a tu audiencia.

Quizá te hayas dado cuenta que en algunas ocasiones ciertas publicaciones utilizan hasta dos medios sociales para comunicar sus intenciones.

Por ejemplo, se suele utilizar la red profesional de LinkedIn, Facebook o Twitter como medio principal para persuadir.

Seguidamente, insertan en la misma publicación vídeos explicativos de YouTube para brindar más detalles.

El objetivo siempre será que el interesado aterrice en los sitios del anunciante para ejecutar una acción.

Asimismo, si la red social de origen utiliza vídeos nativos, quedará a criterio del anunciante y de la estrategia digital si basta con provocar la visita a sus sitios utilizando un solo medio.

Provoca que tu público aterrice en el lugar correcto

Otro asunto importante es analizar a dónde envían los anuncios persuasivos que aparecen en medios sociales al seguir los enlaces.

Lo más probable es que sea a una página del sitio web preparada para mostrar contenido de interés y convertir.

Y decimos lo más probable, porque hemos visto anuncios persuasivos en redes sociales que al seguirlos nos llevan a otro lugar de la misma red social y eso no tiene sentido.

Es muy raro ver un anuncio pagado en medios sociales donde el cliente se quede solo en la red social.

Los medios sociales se esfuerzan por hacer que sus páginas sean amigables para mostrar más y mejor contenido a través de ellas, y recuerda que suelen ser siempre formatos estandarizados poco flexibles.

Aún así muchas personas piensan que tener una página de empresa en Facebook es suficiente para vender sus productos y quizá tengan éxito al inicio para vender ciertos bienes y/o servicios simples, y a la larga esta práctica le hará un daño terrible a la marca.

Lo barato, sale caro.  Tenlo siempre presente.

Por consiguiente, se necesitará tener listo un lugar de aterrizaje en tus sitios que a manera de expositor digital persuada al usuario, sin límite alguno, a realizar una acción o simplemente a crear autoridad en el negocio en que participas.

Y deseamos hacer una pregunta: ¿qué pasaría si la red social, por más popular que sea, se ve obligada a cerrar temporal o definitivamente?

Ciertamente, si eso sucediera no podríamos hacer nada al respecto y tendríamos que buscar otro medio digital para provocar que el usuario aterrice en nuestros sitios.

Los medios sociales ayudan a difundir la propuesta de valor

Es probable que participar contenido en medios sociales para generar visibilidad sea válido.

Y lo más notable es hacer Marketing de Contenidos para pregonar la propuesta de valor y lograr autoridad.

En consecuencia, participar contenido y hacer Marketing de Contenidos son dos cosas diferentes.

Frecuentemente se debe participar contenido en medios sociales para mantener activa a la audiencia.  Tal contenido puede llevar a una acción en particular.

En relación al punto anterior, cuando se hace marketing de contenidos se tiene un objetivo específico en el tiempo para mover un determinado tema de interés o hablar de un producto en particular teniendo en cuenta al usuario que tengas al frente.

Comprenderás que el usuario interesado cada vez querrá saber más, y si ese contenido logra convencerlo de realizar una determinada acción, entonces se habrá logrado una parte importante en el proceso de convertirlo en cliente.

En cualquiera de los casos, los medios sociales u otros medios digitales como el email marketing o posicionamiento SEM son claves para llegar a esas audiencias específicas.

Jamás se debe construir la casa en tierra ajena

Ciertamente, el objetivo de exponer la marca en medios sociales no es convertir este lugar en una línea 0800 para recibir sugerencias o quejas de los usuarios o clientes.

No olvidar que las redes sociales son un medio, no el fin del negocio.

Jamás construyas la casa en tierra ajena.

¿Qué pasaría si alguna de las redes sociales borra un mensaje sea por error o por política del sitio? ¿Se podría reclamar eso? ¿Es la casa digital del negocio?

¡Pues no!

Entonces, ¿por qué se le sigue dando importancia a algo que no es propio?

Usar la red social como medio para llegar al público objetivo es lo importante.